Aprender a estar lúcido en el sueño


Ken Kelzer, un psicoterapeuta y ávido soñador lúcido, dice que «el sueño lúcido es la metáfora perfecta para el conocimiento del alma humana hacia un estado más alto de consciencia» (Kelzer I978).

Una parte importante del sueño lúcido es ser capaz de enfrentarse y acep­tar partes o rasgos nuestros que hemos rechazado, de los que hemos rene­gado o que no podemos aceptar. En nuestros sueños (o pesadillas), sobre todo cuando oscurece, vemos aparecer gente amenazadora; intentamos es­capar despertándonos en lugar de enfrentarnos a lo desconocido o hacer las paces con esta misteriosa dimensión que forma parte de nosotros. En el sueño, las peleas y los conflictos simbolizan muchas veces una lucha con nuestro consciente o con rasgos que nos resistimos a aceptar. Por decirlo de algún modo, debemos enfrentarnos a nosotros mismos.

Aprender a estar lúcido en el sueño Tablón de Relatos

Carl Jung declara (Jung, 1961) que «una persona no siempre puede pensar y sentir lo correcto, lo verdadero y lo bonito; y mientras intenta mantener esta postura ideal, todo lo que no se corresponde con esto es automáticamen­te reprimido». Son estas partes reprimidas o desconocidas y de las que rene­gamos tan a menudo con las que tenemos que enfrentarnos y trabajar. Por ejemplo, los solteros intentarán reprimir todas sus necesidades sexuales, porque están fuera de lugar o no son aceptadas socialmente. Reconocer en nuestros sueños estos sentimientos como parte esencial de nosotros mis­mos no significa que tengamos que ser promiscuos, pero nos permitirá acep­tarlos abiertamente para que podamos trabajar con ellos con honestidad y definir, así, medidas apropiadas, como ejercicio físico u otros medios acepta­bles para aliviar estas presiones.

Es importante recordar que lo estamos controlando todo y que es desea­ble que saquemos provecho de lo que nos ocurre en los sueños en vez de escapar o elegir despertarnos. Recordemos que los sueños son oportunida­des para incrementar nuestras capacidades y descubrir nuevas alternativas para nuestros problemas. El doctor LaBerge cree que las experiencias y emo­ciones experimentadas durante nuestros sueños lúcidos tienen efectos rea­les en nuestras condiciones mentales y psíquicas; reconoce que un sueño lúcido es un tipo de modelo de trabajo a través del cual podemos poner a prueba una gran variedad de ideas y alternativas. Podemos enfrentarnos y superar nuestros miedos, solucionar los problemas complejos e incluso ini­ciar procesos curativos dentro de nuestros cuerpos. La lucidez parece que nos abre mundos nuevos enteros por descubrir y parece que las posibilida­des son infinitas. Desde la plataforma de la lucidez, podemos tener visiones o experiencias espirituales y religiosas, curar y hacer viajes fuera del cuerpo, por nombrar sólo algunas de las posibilidades. En este campo, la investigación acaba de empezar.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Tablón de Relatos.






Deja un comentario