Extractos de escrituras hindúes sobre las diversas partes del Dhyana (meditación)


Los ojos no pueden ver el ser supremo ni las palabras pueden expresarlo; tampoco puede ser alcanzado por otros sentidos o facultades cognitivas. El ser supremo se revela sólo en dhyana. Dhyana (la auténtica meditación) sólo es posible cuando la conciencia se espiritualiza por la pureza del conocimiento del ser. (Mundakopanishad, 8.1.8)

Dhyana es la concentración en el ser divino, que es inactivo, luminoso, puro y estático en el centro del hrit (corazón espiritual). (Kaivalyopanishad, 5)

La concentración en la forma universal de Dios, conseguida por la concentración en el mantra, y después la concentración de Dios sin forma es dhyana. (Darshanopanishad, 9.1-2-3-5)

Cuando la concentración alcanza la fase de la conciencia no dual (la visión del ser supremo morando en cada partícula), eso es dhyana. (Mandalabrahmanopanishad, 1.1.9)

Extractos de escrituras hindúes sobre las diversas partes del Dhyana (meditación) Los Chakras

Dhyana es de dos tipos:

Realizar la suspensión de la respiración y la meditación en la deidad es saguna dhyana, y la meditación en el ser supremo sin forma es nirguna dhyana. Ninguna dhyana conduce al samadhi. (Yogatattvopanishad, 105)

Dhyana es mantener la forma de la deidad en la conciencia sin interrupción. (Prapanchasaratantra, 19.22-23)

Dhyana es la concentración en la forma de la deidad del mantra. (Kularnavatantra, capítulo, 17, p. 83)

Califica este Artículo
5 / 5 (1 votos)

Categoría: Los Chakras.






Deja un comentario