Soñé con un espejo que se rompe y una mano que se lo lleva


Mi sueño empezó cuando yo y mi marido, nos mirábamos en un espejo, de un baño, que jamás había visto, de repente este se empieza a agrietar, y comienza a correr viento, mucho viento, yo me escondo detrás de una puerta, y desesperada desde ahí, le decía a mi marido, que por favor se alejara del espejo, el seguía ahí, y lo hizo hasta el final.

Luego miro al espejo y veo que nuestros rostros se ponen negros, no negros de raza negra, negros como de maldad, como cuando un espíritu maligno trata de poseerte, siguiente, yo comienzo a levitar, el miedo que sentí era tan real, que en el sueño comenzaba a rezar.
Ya al final, aparece una mano que abre la puerta principal, esa mano, se lleva a mi marido y luego me lleva a mi.
Justamente ayer, pedí aún ser querido que no esta, que se contactara conmigo.

Gabriela

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Tablón de Relatos.






Deja un comentario