Soñé con un oso de peluche negro que caminaba


Soñé que salía del garaje con el coche marcha atrás, lo que no es normal. Alguien me vio y me dijo algo pero yo me puse aún más chulo y seguí perdiendo el control y saltándome las vías del tren y quedándome en dirección contrario dónde los coches subían, extrañamente me baje del coche y lo cogí en brazos y lo situé en la acera.

Comencé a najar hasta una plazoleta que vi y en ella divise algo que parecía un animal, parecía un pingüino pero al acercarme pude ver que se trataba de un peluche, un oso negro sin manos y además creo que le faltaba un ojo y estaba enganchado a un anzuelo y un nailon, cuándo me acerqué para quitarle el anzuelo de su interior salió una mano y me clavó una uña en el dedo anular de la mano derecha, en ese instante mi pareja me despertó y me quedé con la intriga de que sucedió después, lo cierto es que tuve la sensación de la picada de la uña durante un rato.

Pedro Hernández

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Tablón de Relatos.






Deja un comentario