Soñé que un alacrán amarillo mató a gato


Una tarde de sol mirando desde mi ventana (tercer piso), observe que subía un alacrán amarillo el cual se posó en mi mano el cual no me picaba pero si era un poco más grande que mi mano. De la desesperación o asco lo lancé hacía abajo y tras la caída no murió, quedó intacto, no me di cuenta que en la escena había un gato abajo, lo mire con ternura.

A todo esto el gato se estaba ya recuperando de una intoxicación por consumir un poco de veneno. De pronto el gato empezó a moverse tonta y desesperadamente y era porque el alacrán lo había picado; maullaba muy fuerte mientras se retorcía de dolor, me miraba con tristeza y cara de “ayúdame”; el alacrán amarillos perdió entre los pastos. Yo miraba con horror la escena mientras lloraba, solo quería lanzarme para rescatar al gatito. A lo que desperté llorando.

Natalia

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Tablón de Relatos.






Deja un comentario